Historia lunática

Beneinst
9 min readNov 18, 2020

Escrito en 06.01.2007

Creerse equivocado, luego descubrir en los días siguientes que no es normal, pero que es una maniobra que no te dio tiempo de elaborarla con su eficacia presente, es un chiste pero horrible es pensar que nosotros mismos llevamos la disolución, la verdad es un río en peno no una fuente de agua. El molde no es un corrosivo, la ignorancia es una caverna, estudiar lo más posible, todo tiene un límite por lo que la vida es limitada, la propia vida.

Existen personas que son un infinito y personas que son finitas, hay otras que no están, pero ¿Quiénes son? Es como tocar la tierra con los pies, luego continuar caminando sin ser perturbados, diré pero que cosa se sabe de toda la verdad, es falso el mundo, mejor se cree falso…no mires a otros sin pensar solo en los primeros diez minutos del acto o acciones argumentales, es un cuadro, una pintura, en interés principal de la mayor parte de lo próximo. Caminar libres por la tierra tal vez expresarte, cuando por la tierra no llegaremos si no lo somos, he visto personas adormiladas en vigilia y eso me basta, no había nada delante de mí.

Esta es la verdad nos han prohibido de todo, para continuar una vida que no está, duerme en paz, aquí hay una guerra, no todo el bien es concedido, que raza de vida se han dado. Una vida es un entero, la quiero integra y sufro de un pesar, un espejo no atraviesa solo al arte sino al ser. Entonces no es verdad que solo pocas personas pueden tener un bien, todos están en grado de tenerlo pero digamos que les está prohibido. Un bien puede ser el complemento, o un complemento que une una existencia terrenal, sustancialmente volviendo un sueño en realidad, construir la mente con una línea trazada desde cuando eres niño, hasta el día de hoy, es una vida realizada sin el mal, las espinas no pueden alcanzar el contorno, son las experiencias sin el aporte de un error por parte de otros, cuando se crea un sentimiento adulto, interior, libre. Sin comisiones de crimen como normalmente el Estado garantiza la experiencia pernoctada, solo en el campo somos se verá luego hacen falta los particulares que serán comprados aparte, publicidad, un sincero desconocimiento del malévolo trae el fin a cuanto se le ha consentido, al momento de vivir seguramente una vida feliz.

Aquel del que piensas bien no es sordo, los ojos (crimen) de poder aplicar inexorablemente sobre nosotros, aparentemente sin motivo cada día, todo es ilegal pero en el fondo es así, este sitio web existe, de que quieres que hablemos en las…

--

--